MENU
Villarreal clasificado Champions League

Un equipo de Champions, un equipo con alma

Lo han luchado, lo han trabajado, lo han peleado y finalmente han logrado la ansiada cuarta posición liguera que certifica que el Villarreal disputará la próxima temporada, como mínimo, la fase de clasificación de la Champions League. La victoria en Mestalla del pasado domingo les permitió celebrar el éxito liguero para focalizar todos los esfuerzos en la vuelta de las semifinales de la Europa League frente al todopoderoso Liverpool.

Foto: europapress.com

Un equipo pequeño es aquel que juega como un equipo pequeño, que sale al campo sabiendo que su rival tiene más calidad, más millones para invertir en mejores jugadores, más portadas con sus disputas y con sus victorias. Para hablar del submarino amarillo debemos decir que no copa muchas portadas, que no tiene mucho presupuesto para invertir en comparación con los grandes clubes de Europa, que no tiene ni tan siquiera una larga historia. Pero sí, lo han hecho. Cuando nadie lo esperaba lo volvieron a hacer, como en 2011, con esa magia amarilla. Y es que el Villarreal ha demostrado que es un equipo de Champions.

Es un equipo de Champions porque no baja los brazos, porque no hay rival grande para los de Marcelino y porque saben agachar la cabeza y volver a empezar cuando llega la derrota. Son de Champions porque tienen velocidad, disparo, llegada y, sobre todo, el gol, la principal característica del submarino amarillo. Y tiene alma, ese alma que les permitió volver a primera como lo han hecho, ese alma que les permite soñar, que les impide dar un partido por perdido sin antes intentarlo, ese alma que les ha permitido estar entre los cuatro mejores equipo de la Europa League y entre los cuatro primeros de la mejor liga del mundo.

Y si hay un artífice, quizás el mayor culpable, ese es Marcelino. El asturiano llegó en 2013 y devolvió al submarino a donde se merecía, la primera división española. Desde entonces todo han sido alegrías para los valencianos, gracias a la disciplina de un técnico que es experto en esos equipos que algunos llaman pequeños.

En este “pequeño” conjunto también han demostrado su calidad jugadores tan importantes esta temporada como Denis Suárez, el eje del centro del campo, el pistolero Bakambú que parece que llegó para quedarse o la gran temporada de sus guardametas, Asenjo y Aréola, en una lucha constante por lograr la titularidad. No podemos olvidarnos del eterno capitán, Bruno Soriano, o del fichaje de la temporada, un Roberto Soldado del que se esperaba más, pero que ha contribuido a sumar.

Ahora es tiempo de volver a soñar, de soñar con el pase por primera vez en la historia del Villarreal a una final europea. Basilea espera a quien puede lograr una plaza directa a Champions, al que ya la tiene asegurada pero quiere más. Basilea espera a un submarino que ya conoce toda Europa, pero que en su país lo tachan de equipo pequeño, espera a un Villarreal que sigue haciendo historia, que sigue inundado de amarillo la alegría del fútbol.

Redactado por:

Publicado el: 3 mayo, 2016

Dentro de: Carrusel, Villarreal

Vistas: 228

, , , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>